En el limbo el desempleo por Trump no firmar estímulo federal y presupuesto

Los beneficiarios no recibirían la última semana del año ni los $300 adicionales

El presidente de Estados Unidos, Donald J. Trump, no firmó el nuevo paquete de estímulo económico ni el presupuesto federal a la medianoche de ayer, sábado, lo que coloca en un limbo la compensación por desempleo de alrededor de 12 millones de ciudadanos y otros programas de ayuda.

La legislación aprobada por el Congreso el lunes pasado y que Trump rechazó firmar por no contener suficiente dinero para pagos directos a las personas y dinero que llamó “pork” (el conocido barrilito para asignaciones de legisladores en sus estados y otros proyectos no relacionados a la medida), tenía que firmarse antes de que acabara el 26 de diciembre.

- PUBLICIDAD

Trump dijo en un vídeo grabado que solo firmará si acatan sus peticiones:

Al no conseguirse la aprobación presidencial, las 11 semanas de extensión de programas de desempleo regular y para empleados por cuenta propia queda en un vacío, aunque cada estado puede establecer medidas para manejarlo. Sin embargo, los $300 adicionales que recibirían como compensación se limitarían a 10 semanas en lugar de 11 porque el proyecto de ley no tiene efecto retroactivo como fue aprobado.

El Congreso, por su parte, puede aprobar enmiendas futuras a la medida, pero tomará semanas para que los estados puedan actualizar sus sistemas para incluir los nuevos pagos y las extensiones que finalmente entren en vigor, si así ocurre.

La Legislatura federal recesó en Nochebuena hasta mañana, lunes, sin atender las enmiendas que pidió el presidente Donald J. Trump para firmar el paquete de estímulo económico por COVID-19 en lugar de vetar la medida. El veto de bolsillo, que significa que el presidente no firme la medida sin vetarla explícitamente, ocurrirá a medianoche del lunes.

En la Cámara de Representantes, los demócratas trataron de aprobar el aumento de $600 a $2,000 por cheque para los ciudadanos, pero las reglas legislativas establecen que solo lo lograrían con unanimidad, lo que fue bloqueado por los republicanos.

En el Senado no se tocó el tema en su breve sesión del jueves que sirvió solo para recesar los trabajos.

Trump amenazó el martes con no firmar el paquete de estímulo económico si no se aumentan los pagos directos a ciudadanos y se retiran asignaciones de fondos para cosas no relacionadas al COVID-19, como dinero para proyectos y gastos militares de otros países.

El presidente ha permanecido en su hotel de Mar-A-Lago en el estado de Florida y tiene consigo el proyecto de estímulo económico federal para que, en caso de que cambie de opinión, lo firme.

- PUBLICIDAD -
Escribir un comentario