Manolo Cidre en control de la agenda económica

Uno de los verdaderos testimonios que sigue demostrando la actual pandemia de COVID-19; es que los puertorriqueños tienen una perseverancia que no tiene igual, a medida que el 2020 llega a su fin, todos debemos concentrar nuestro enfoque en el año que viene, 2021. 

Puerto Rico, con todos sus problemas, ha demostrado que prevaleceremos en todo lo que hagamos. Soportamos los desafíos y continuamos produciendo nuevas formas de renovar la economía de Puerto Rico. 

- PUBLICIDAD

Resumiremos la Perspectiva Económica 2021 con las cifras que hemos estado analizando en Birling Capital. El panorama económico es el siguiente:

Pronóstico del Producto Interno Bruto    2020      2021

  • Estados Unidos                                        -4.30%     3.10%
  • Canadá                                                    -7.10%     5.20%
  • México                                                    -9.00%     3.50%
  • Puerto Rico                                               -7.50%     1.50%
  • Caribe                                                       -9.90%     4.00%

Cada año nuevo y este año, una nueva administración trae un nuevo lienzo para pintar el futuro de Puerto Rico. El gobernador electo Pedro Pierluisi tiene un tremendo desafío por delante. Sin embargo, ha realizado varias nominaciones que nos dan esperanza. 

Entre ellos se encuentra el secretario de Desarrollo Económico, Manuel (Manolo) Cidre, un exitoso ejecutivo por derecho propio, que conoce y comprende profundamente los problemas que enfrenta Puerto Rico.

Las expectativas de todos hacia Manuel Cidre son altas, ya que liderará la agenda de Desarrollo Económico, y señalamos que en los últimos 35 años, ningún empresario ha liderado la agencia ni ha tomado el control del motor económico de Puerto Rico. 

Un motor que necesita un clima de inversión estable, nuevas industrias, atraer inversores, recuperar la fabricación, atraer nuevos bancos, reelaborar y reimaginar cómo funciona todo el aparato de desarrollo económico. 

Todo el sector privado está detrás de Manolo Cidre en este esfuerzo, y le brindamos nuestro respaldo.

¿Cuál es el legado de la gobernadora Vázquez?

Uno de los legados más claros de la gobernadora Wanda Vázquez ha sido la segregación de Puerto Rico en dos islas distinatas, habitadas respectivamente por personas del sector público y privado.

Desde que las órdenes de cierre comenzaron el 15 de marzo de 2020, a través de su diseño, la mayor parte del dolor y el sufrimiento se traspasó al sector privado, convirtiéndose en la peor pesadilla posible para las empresas y los empleados que fueron despedidos. En un momento dado, más del 52% de los empleados del sector privado estaban desempleados. 

Mientras tanto, en el sector público, el 70% de sus empleados fueron enviados a casa y siguieron cobrando sin trabajar. Repasemos la vida de cada isla:

La Isla del Sector Público:

  • La mayoría de los 201,900 empleados del gobierno estaban en cuarentena en sus hogares; sólo funcionaban las agencias esenciales.
  • Todos continúan recibiendo pagos de nómina los días 15 y 30 de cada mes.
  • El 70% no trabajo ni una sola hora durante cerca de seis meses; muchos continúan en casa.
  • Continuaron acumulando vacaciones, días de enfermedad y otros beneficios.
  • Todos reciben un seguro médico gratuito o muy subvencionado.
  • La mayoría de las agencias fueron cerradas y ahora trabajan con horarios reducidos.
  • El Gobierno de Puerto Rico pagará $122 millones en Bono de Navidad.
  • Los servicios esenciales críticos, como pagos por desempleo, no se proporcionaron o se retrasaron más allá de lo aceptable.
  • Las vistas de transición han demostrado lo poco que logró el Gobierno durante este cuatrenio; Los dos ejemplos que desafían la sabiduría los hizo el Secretario de Transporte y Obras Públicas que afirmó: «La gente en la calle me felicita por las condiciones de las carreteras de Puerto Rico». El Secretario de Vivienda calificó de gran éxito la construcción de 28 viviendas en tres años tras las secuelas del huracán María y los terremotos.

El Gobierno no reconoce que todos estos lujos que proporciona a sus empleados se pagan con los ingresos que recauda de los impuestos y otros pagos impuestos por el Gobierno del Sector Privado y, lo que es más importante, estos lujos se negaron al sector privado.

La isla del sector privado:

  • El sector privado contrata al 80% de la fuerza laboral del país, con más de 650,000 trabajadores y una nómina que supera los $ 30.2 mil millones al año.
  • El sector privado trabaja de la mano con las comunidades, entidades sin fines de lucro que en conjunto suman $ 40 mil millones, o el 83% de los ingresos totales de la economía.
  • En su peor momento, los empleados del sector privado habían presentado 328.000 solicitudes de desempleo, o el 52% de la fuerza laboral total del sector privado, que según las cifras del departamento de trabajo era 654,224.
  • La mayoría de los economistas señalaron que el número total de desempleados era el 55% de la fuerza laboral total del sector privado.
  • Los trabajadores del sector privado no solo perdieron sus puestos de trabajo; perdieron su seguro médico.
  • Con el 33% de todas las pequeñas y medianas empresas cerradas y miles en situación de insolvencia, las quiebras se cuadriplicarán.
  • El 43,3% de todas las empresas han cerrado más de 100 días en 2020.
  • 56% de todo el negocio una reducción en las ventas del 40% o más.
  • El 60% de todos los negocios de Puerto Rico han manifestado que les falta capital para continuar.
  • El 55% teme nunca recuperar los niveles de ventas anteriores a COVID-19.
  • El 100% de los hospitales de Puerto Rico han perdido $ 633 millones desde que comenzó la pandemia, con pérdidas en aumento, 30 hospitales podrían reducir drásticamente las operaciones y existe un riesgo sistémico en la atención médica en Puerto Rico que, a su vez, creará una crisis humanitaria. 

Como puede ver en esta lista, La Isla del Sector Privado enfrenta insolvencia, quiebras, pérdidas, alto desempleo y la posible pérdida de vidas si nuestros hospitales comienzan a cerrar.

Mientras que la Isla del Sector Público permanece inconsiente ante la crisis y continúa operando felizmente, la Isla del Sector Privado se está debilitando, cerrando negocios a diestra y siniestra. El Gobierno de Puerto Rico no se da cuenta de la gravedad de la situación del sector privado sin ningún plan de estímulo. 

El sector privado no son solo las grandes corporaciones. Incluye al cajero, carnicero, enfermero, cocinero, vendedor de autos, mecánico, arbañil, mesero, maestro, ingeniero, dentista, médicos y el dueño del negocios tambien.

Cada gobernador usualmente tiene como legado sus logros sobresalientes a menudo se enumeran, otros su legado ha sido dejar a Puerto Rico en una forma mucho peor de la que lo encontraron, tal parece que ese será el caso de la gobernadora Vázquez.

- PUBLICIDAD -
Artículo anteriorGobernadora autoriza $40 millones adicionales a hospitales para incentivar a profesionales de la salud
Artículo siguienteRestaurantes piden al Gobierno que apruebe propuesta de incentivos económicos para la industria
El Sr. Rodríguez Castro es el presidente y director ejecutivo de Birling Capital desde su creación y administra todos los aspectos de su práctica. El Sr. Rodríguez Castro, con más de 25 años de experiencia, ha sido un ejecutivo clave en empresas gubernamentales, globales, multinacionales y públicas, así como un asesor corporativo clave para múltiples entidades en una diversa gama de segmentos de mercado. Ha participado en la estructuración de más de $ 10 mil millones en transacciones de Finanzas Municipales, Corporativas, Comerciales, Basadas en Activos, AFICA y Fusiones y Adquisiciones. El Sr. Rodríguez Castro ha sido director de UBS, presidente y CEO del Banco de Desarrollo Económico y ocupó cargos de alto nivel crediticio en el sector de banca corporativa. También es un líder clave en promover la participación del sector privado en la formulación de la política pública del país apoyando a los gobiernos en sus esfuerzos por lograr y mantener un desarrollo económico sostenido para Puerto Rico. Además de sus funciones administrativas, fue el fundador de la Coalición del Sector Privado, una asociación sin fines de lucro. Como miembro de la junta de la Cámara de Comercio de Puerto Rico a partir de 2006, organizó, fundó y preside la Conferencia de Puerto Rico una conferencia de inversión macroeconómica.
Escribir un comentario