Colon aboga por relajar restricciones COVID y soltar las mascarillas

infectólogo Hospital Auxilio Mutuo

Afirmando que «no podemos ser esclavos del COVID-19», uno de los principales infectólogos del país abogó hoy por «soltar las mascarillas» y relajar las restricciones sociales impuestas por el gobierno en torno al COVID-19.

El Doctor Miguel Colón formuló el planteamiento en una entrevista con la Revista de Medicina y Salud Pública en la que estimó que la isla debe seguir el ejemplo de jurisdicciones como Nueva York, España, Alemania e Inglaterra que han liberado a sus residentes y visitantes del mandato del uso de mascarillas.

- PUBLICIDAD

Colón dijo afirmó que es hora de que la mayoría de las personas puedan soltar las mascarillas, con la excepción de personas que tengan cáncer o tengan condiciones autoinmunes o condiciones de terapias inmunológicas.

«También el paciente obeso, el asmático el que sabemos que si le da Ómicron le va a ir mal, ese paciente debe seguir usando sus mascarillas. Ya se está hablando de levantar la obligatoriedad de mascarillas en los aviones, pero si yo que no soy paciente de nada de eso, me monto en un avión, voy a usar mascarillas», dijo Colón

El experto que padeció COVID-19 hace meses y trabaja en el Hospital Auxilio Mutuo en Hato Rey dijo que los que necesitan protección deben asumir la responsabilidad aunque «te miren feo» y no depender del levantamiento de restricciones del estado.

De hecho, el gobernador Pedro Pierluisi adelantó ayer que podría levantar la semana que viene restricciones impuestas por meses en torno al COVID-19, pero adelantó que no está inclinado a suspender los mandatos de obligatoriedad en torno a la vacuna.

Sectores de opinión pública han catalogado como exagerada la orden ejecutiva que impone la vacunación incluso con refuerzos en las escuelas. Ayer un puñado de manifestantes participó en una marcha hasta la Fortaleza para protestar contra la orden todavía vigente.

Colón por su parte estimó que el país no puede seguir siendo esclavo de la pandemia, la isla ya está en números bajos y no hay una variante de preocupación del COVID-19 vigente.

«Tenemos una tasa de vacunación espectacular con el 90 por ciento de la población con dos dosis de la vacuna. Ya hoy es el momento de relajarnos un poco, soltar las mascarillas y seguir protegiendo los lugares como cines, teatros y lugares de alta concentración de público», dijo el especialista. Opinó que en estos lugares la vacunación debe ser obligatoria para poder acceder a eventos en los que se presume habrá aglomeración de personas.

- PUBLICIDAD -
Escribir un comentario